Carnes

Croquetas de pollo

Nosotras, como fans de las croquetas de pollo, no podíamos dejar de pasar la oportunidad de hacer una versión más saludable de esta delicia. Os decimos que no tienen nada que envidiarle a las normales. Están crujientes por fuera y cremosas por dentro, ¡perfectas!

INGREDIENTES:
  • 600g de pollo asado
  • 1 cebolla grande
  • 1L de leche
  • 90g de harina integral de espelta
  • 90g de mantequilla
  • Sal, nuez moscada y pimienta negra.

Para el rebozado:

  • 2 huevos
  • Harina de espelta integral
  • Pan integral rallado (triturando picos o biscotes 100% integrales)
PREPARACIÓN:
  1. Lo primero es poner un cazo al fuego y añadir el litro de leche. Es importante que esté caliente para hacer la bechamel. Si quieres obtener más sabor, añade en la leche huesos del pollo para que se infusione en ella.
  2. En una sartén, añade la cebolla muy bien picadita y deja que se haga con la mantequilla y un chorrito de aceite de oliva a fuego medio. Puedes sustituir la mantequilla por aceite de oliva virgen extra si quieres.
  3. Mientras tanto, trocea el pollo ya asado. Puedes aprovechar el que te haya sobrado otro día. Puedes poner más o menos pollo, cuanto más añadas, más sabor tendrá.
  4. Cuando la cebolla esté tomando color, añade el pollo y da unas vueltas para que se mezclen los sabores.
  5. Agrega ahora la harina y deja cocinar unos minutos sin dejar de remover.
  6. Ve añadiendo poco a poco la leche bien caliente. Añade leche, remueve hasta que se integre y vuelves a añadir más. Así no se harán grumos.
  7. Cuando hayas añadido toda la leche, sazona al gusto y deja unos minutos para que hierva un poco. Cuando pases la paleta de madera por el fondo de la olla y se vea el fondo limpio, está lista.
  8. Pasa toda la masa a una bandeja de cristal y deja enfriar. Esto es lo que más tarda. Pero lo puedes hacer de un día para otro y dejar toda la noche en la nevera (eso sí, en la nevera lo tienes que poner cuando ya esté frío)
  9. Prepara la cadena de empanado: harina integral, huevos y pan rallado. Dale forma a las croquetas con dos cucharas (esta masa es muy cremosa y es difícil con las manos), pasa por la harina, el huevo, el pan y déjalas en las bandejas de rejillas del horno Master Aigostar.

10. Puede ser que alguna croqueta se quiera escapar por los huecos de las rejillas, pero luego es fácil de despegar. Os recomendamos no ponerle papel para que se doren bien.

11. Lleva al horno durante 20 minutos a 180º. No es necesario darle la vuelta, pero si le pones un papel a la bandeja, sí tendrás que dársela.

12. Ya están listas tus croquetas de pollo saludables. El proceso es largo pero fácil y el resultado no tiene nada que envidiar a las de toda la vida. Salen crujientes por fuera, pero cremosas por dentro, vaya, ¡Una delicia!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.